Ráfagas asociadas con huracán Beryl en la localidad de Irvine, en Tobago - Soydelejido.com

Breaking

BANNER 728X90

lunes, 1 de julio de 2024

Ráfagas asociadas con huracán Beryl en la localidad de Irvine, en Tobago

 Beryl

Beryl, el primer huracán de la temporada ciclónica de 2024, ganó intensidad y se transformó de nuevo en un “extremadamente peligroso” ciclón de categoría 4 con vientos de 130 mph 215 Km/h), que castigaría este lunes a Barbados, St. Vincent y St. Vincent y las Islas Granadinas, Grenada, Trinidad y Tobago, Martinique y St. Lucia.

El Centro Nacional de Huracanes (NHC) advirtió que el centro de Beryl se desplazará a través de las Islas de Barlovento en la mañana de este lunes y a través del sureste y el centro del Mar Caribe hasta el miércoles.

Leer mas: Defensa Civil activa protocolos ante posible impacto del huracán Beryl

St. Vincenty y las Granadinas y Grenada, están en la mira del centro huracán, advirtió el NHC.

“Los datos de los cazadores de huracanes de la NOAA y la Fuerza Aérea indican que los vientos máximos sostenidos han aumentado a cerca de 130 mph (215 km/h) con ráfagas más fuertes. Beryl es un huracán de categoría 4 en la escala affir-Simpson (de un máximo de 5)“, informó en su boletín de las 8:00 a.m.

Los meteorólogos esperan fluctuaciones en la intensidad, pero se espera que Beryl permanezca como un huracán mayor “extremadamente peligroso a medida que su núcleo se mueve a través de las Islas de Barlovento, al Caribe este”.

Reproductor de vídeo
00:19
00:28

Beryl es el primer huracán en llegar a la categoría 4 en el mes de junio, según los registros del NHC.

Una vigilancia de tormenta tropical está vigente para la costa sur de República Dominicana desde Punta Palenque hacia el oeste hasta la frontera con Haití y para la costa sur de Haití desde la frontera con la República Dominicana a Anse d’Hainault.

“Vientos huracanados potencialmente catastróficos, marejadas ciclónicas potencialmente mortales y olas destructivas”, pronosticó el NHC para las islas de Barlovento.

Las personas en las Antillas menores como La Española, Jamaica, las Islas Caimán, y el resto del noroeste del Caribe deben monitorear de cerca el progreso de Beryl, alertó.

Los gobiernos de algunas de las islas amenazadas declararon estado de emergencia, suspendieron las clases y emitieron un toque de queda, además de abrir refugios.